lunes, 4 de julio de 2016

HOY PUEDE QUE COMIENCE...


Hoy puede que comience un nuevo ciclo
y cambien las batallas y las guerras,
la paz, que se adivina, está lejana
y vibren los timbales y banderas.

La vida continúa día a día,
te dicen y me dicen las violetas,
las rosas nos ofrecen sus aromas
y somos prisioneros de su esencia.

No debes renunciar a la batalla,
mi tierno corazón que estás en vela,
ni debes apurarte del futuro,
si acaso del presente que te besa.

Vivimos en el día cada instante,
sentimos sensaciones muy diversas,
y puede que pensemos y creamos
que somos inmortales en la tierra.

Quizás, como los niños, ignoramos
que existen las verdades indiscretas,
nacemos y vivimos, solamente,
de modo singular y sin respuesta.

La vida es un paseo en una barca
que marcha paralela a la ribera
y un día se despierta estremecida
sabiendo que su viaje ya es leyenda.

Por eso considero, que la vida,
es algo que hay que hacer, hasta que muera
el alma y la razón de cada hombre
dejándose la piel en sus problemas.

No dudes, corazón, en tus latidos
hay algo muy sublime que nos dejas:
las ganas de vivir y de ser libre
y el verso inacabado de un poema.

"...Hoy puede que comience un nuevo día
y cambien los relojes sus esquemas,
las horas se conviertan en segundos,
los días y los meses en estrellas..."

Rafael Sánchez Ortega ©
22/06/16

0 comentarios: