domingo, 1 de marzo de 2015

ME ENCUENTRO CONFUNDIDO...


Me encuentro confundido en esta noche,
no sé por dónde vagan mis palabras.
Se marchan y escabullen de mis sienes
y corren como estrellas muy lejanas.

Entiendo que los hombres nacen libres,
que buscan paraísos sin marañas,
que sienten ambiciones y delirios
y quieren la dulzura de las almas.

Entiendo que los hombres se enamoren
que miren las pupilas siempre claras,
que sigan los dictados de sus dedos
y escriban en cuartillas y en espaldas.

Por eso no me asustan muchas letras
que dicen y que dictan lo que hablan,
que expresan lo que piensan las personas
y ansían sentimientos y mañanas.

Si acaso si me asustan los cobardes
que agradan y edulcoran con su "magia",
palabras deliciosas y sensibles
que mienten y equivocan al que calla.

No entiendo a los Quijotes de este tiempo
sembrando la lujuria y la cizaña,
tampoco a Dulcineas candorosas
haciendo del amor una patraña.

No siento la pasión por el pasado
y creo que el presente es quien nos marca,
pensando en el futuro compartido
y siempre sin cadenas con amarras.

Debemos aprender que las personas
albergan un tesoro en sus entrañas,
la sangre y los latidos de un poema
que son la quintaesencia del que ama.

"...Me encuentro confundido en esta noche
quizás porque el invierno ya se acaba,
se funden los suspiros con la nieve
y marchan con mis sueños a la nada..."

Rafael Sánchez Ortega ©
24/02/15

0 comentarios: